Bentley Flying Spur V8 S. El lado más deportivo del lujo

Bentley Motors ha anunciado la incorporación de un nuevo modelo a su gama, el Flying Spur V8 S. El V8 S, un vehículo que supone el punto de encuentro entre el Flying Spur V8 y el modelo insignia de la familia, el W12, cuenta con mejoras en la potencia de su motor que aumentan el rendimiento, e incorpora una suspensión revisada capaz de ofrecer una experiencia sobre el asfalto más precisa y efectiva.




El célebre motor V8 S de 4 litros y doble turbocompresor de Bentley integra mejoras en su potencia, con las que consigue desarrollar 528 CV, es decir, 21 CV adicionales en comparación con su hermano V8 de 507 CV. Unos descomunales 680 Nm se desatan a partir de 1.700 rpm. Como resultado, el Flying Spur V8 S es capaz de pasar de 0 a 100 km/h en 4,9 segundos, recortándole 0,3 segundos al que ya era un tiempo de aceleración impresionante del V8. Su velocidad máxima es de 306 km/h.

Este aumento en las prestaciones ha sido posible sin tener que renunciar a unos impresionantes ahorros de combustible e índice de emisiones de CO2 del motor V8, por no hablar de sus 837 km de autonomía. El nuevo Flying Spur V8 S goza de una economía de combustible de ciclo combinado de 10,9 l/100 km y un índice de emisiones de CO2 de 254 g/km.

El Flying Spur V8 S luce en su exterior toques oscuros y deportivos. La icónica rejilla matricial del Bentley viene de serie de color negro. Por su lado, las pinzas pintadas de rojo y un difusor trasero brillante en Beluga aportan al Flying Spur V8 S una presencia espectacular sobre el asfalto.

Las líneas del V8 S están definidas con precisión gracias a una nueva y exclusiva inserción de rejilla frontal: una combinación de rejilla negra con una inserción del color de la carrocería. La insignia del V8 S en las caderas traseras, las placas de estribo del V8 S y las llantas open-spoke de 20 pulgadas con acabado pintado dejan al descubierto aún más la personalidad de este modelo, la cual imita la de su modelo hermano, el Continental GT V8 S.


Para quienes se atrevan con un aspecto más extremo, el Flying Spur V8 S se puede especificar con una gama de elementos de diseños oscuros y radicales. Para conseguir un efecto más provocador, se pueden especificar las luces de tono oscuro (delanteras y traseras), las cubiertas de los espejos exteriores en negro brillante y las llantas Mulliner Driving Specification de seis radios mecanizadas de 21 pulgadas y acabado negro brillante.


En el interior del habitáculo, todos los cambios introducidos siguen la misma línea del exterior deportivo. Mientras que los enchapados en Piano Black y el volante deportivo de tres radios vienen de serie, la palanca de cambios y las levas de cambio de marchas agregan textura a la experiencia de conducción. Una combinación de color única en el V8 S incluye asientos en dos tonalidades con un arco de techo central. Además, está disponible un pespunte en los reposacabezas del V8 S.

La mezcla inigualable de sencilla maniobrabilidad, artesanía de gran gusto y tecnología de a bordo legitima al Flying Spur para afirmar que se trata del sedán de lujo más elegante de todo el mundo.

En el interior, Bentley ha creado un amplio y lujoso habitáculo en donde la avanzada tecnología de su electrónica y de su acústica se rodea de pieles y enchapados de madera elaborados artesanalmente con gran gusto.


Este vehículo incorpora un completo conjunto de características tecnológicas a bordo, que hacen de él un lugar ideal para trabajar o relajarse durante los trayectos. Un innovador control remoto de pantalla táctil, oculto en un compartimento de la consola central trasera que se abre con tan solo pulsar un botón, permite controlar los sistemas de climatización e infoentretenimiento del automóvil desde el confort del habitáculo trasero, mientras que la Especificación Multimedia opcional incluye un completo sistema de entretenimiento de los asientos traseros.

El Bentley Flying Spur V8 S se presentará a nivel mundial en la Feria Internacional del Automóvil de Ginebra entre el 1 y el 13 de marzo del 2016.


TESTED CARS.

Publicar un comentario