precaución al volante ante el mal tiempo

          Hoy en Tested Cars os pedimos que maximicéis las precauciones al volante ante el mal tiempo: lluvia, viento y nieve.

          Revise el estado de sus neumáticos y la presión de inflado, una cubierta desgastada puede provocar que el coche patine en curvas tanto de delante como de detrás. La distancia de frenado aumenta muchísimo también si el estado de los neumáticos no es el correcto. Para saber si el estado de los neumático es el correcto, basta con hacer esta sencilla prueba que nos tomara 5 minutos para las 4 ruedas: http://tested-cars.blogspot.com.es/2012/10/tested-cars-recomienda-revisar-el_6.html

          Intente circular sin prisa, en autopista si puede ser por el carril de la derecha y siempre manteniendo distancia con respecto al vehículo de delante. Para calcular la distancia de seguridad basta con aplicar esta regla:

          Si circulas a 90 km/h, elimina la última cifra, nos quedamos con el 9. Ahora multiplica este número por sí mismo:

9 x 9 = 81, luego la distancia de seguridad al vehículo que va delante debería ser 81 metros.

Ejemplos de distancia de seguridad en "carretera seca":

- A velocidad de 50 km/h, la distancia de seguridad será de 25 metros.
- A velocidad de 100 km/h, la distancia de seguridad será de 100 metros.

Ejemplos de distancia de seguridad en "carretera mojada":

- A velocidad de 50 km/h, la distancia de seguridad es de 50 metros.
- A velocidad de 100 km/h, la distancia de seguridad es de 200 metros.
- A velocidad de 120 km/h, la distancia de seguridad es de 288 metros.

           La distancia de seguridad en carretera mojada es el doble que en carretera seca y con nieve en el asfalto 10 veces con respecto a una carretera seca.

          Comprueba el correcto funcionamiento de los limpiaparabrisas y la luneta térmica trasera. También es importante chequear periódicamente la eficacia de los frenos, tocándolos suavemente para secar la humedad de las pastillas.

          Para evitar que se forme vaho en los cristales por la humedad, debes orientar la calefacción interior del vehículo hacia los cristales.

          Si llueve, enciende las luces de cruce para ser vistos y ver mejor. En caso de niebla circule siempre con las luces de niebla delanteras y traseras activadas.

          Si por causas de la velocidad o el mal estado de los neumáticos, nuestras ruedas no consiguieran expulsar la cantidad de agua necesaria para mantener la adherencia, se produciría el fenómeno denominado: aquaplaning. El neumático sólo tendría contacto con el agua y no con el suelo, flotando sobre la superficie mojada y haciéndonos perder el control.

          Para evitar que se produzca aquaplaning hay que llevar las gomas en buen estado, con la presión adecuada y adaptar la velocidad y las maniobras al estado de la carretera.

Os dejamos un articulo muy interesante de como actuar ante el aquaplaning: http://www.circulaseguro.com/conduccion-eficiente/aquaplaning

TESTED CARS
Publicar un comentario en la entrada